16.1.13

Císnope

Y es que el Cíclope tuvo un verano muy movidito en las costas de Chipre.
De cuando conoció a un cisne en un estanque y no pudo resistir ese aleteo, ese cuello esbelto, ese grácil canto, como se zambullía en el agggg......
Aquí el resultado; de un cascarón a topos nació el Císnope, de color azul como el agua, esponjoso como el algodón y enamorado de los helados de fresa y frambuesa.

También tiene camiseta